LA ACEB VALORA LAS MEDIDAS FISCALES ANUNCIADAS POR EL AYUNTAMIENTO PARA LAS EMPRESAS Y AUTÓNOMOS

La asociación pide al Consistorio añadir otras propuestas en el paquete inicial, así como diseñar acciones para cuando retorne la actividad económica

La Asociación de Comerciantes y Empresarios de Benalmádena (ACEB), valora positivamente el paquete inicial de medidas fiscales para empresas y autónomos, anunciado por el Ayuntamiento de Benalmádena para contribuir a paliar los efectos económicos de la crisis sanitaria del COVID-19 a petición del propio colectivo y de la Confederación de Empresarios de Málaga (CEM). La presidenta de la ACEB, Rosa María González Rubia, anima a la Administración local “a seguir consensuando con la asociación otras propuestas que no se incluyen en este paquete, y a diseñar las acciones que se llevarán a cabo cuando se retorne a la actividad económica, para su pronta recuperación con el consiguiente empleo que ésta genera”.

El paquete de medidas anunciado por el Consistorio contempla que pymes y autónomos podrán aplazar hasta 30.000 euros de deudas tributarias por un periodo de 6 meses y tres de carencia. En ese sentido, y siguiendo la línea de las medidas propuestas por la CEM, la ACEB añade que es necesario establecer un plan de pago fraccionado flexible para cada empresa, y que se puedan abonar estas deudas prorrateadas sin gastos ni intereses.

Sobre el aplazamiento sin intereses del IBI, la tasa de basura industrial e Impuesto sobre Actividades Económicas para empresas relacionadas con la hostelería y el sector servicios, la asociación estima que debe eliminarse el requisito de que mantengan su actividad y todos los puestos de trabajo de su plantilla. Se desconoce el número de establecimientos que se verán abocados al cierre, y los que logren reanudar la actividad lo harán indiscutiblemente de forma progresiva, dada la situación excepcional en la que nos encontramos.

“Desde la asociación valoramos el esfuerzo municipal en la rebaja de la parte proporcional del recibo de ocupación de vía pública, veladores y expositores, y del canon por el aprovechamiento de playas a los empresarios del sector en el periodo que esté vigente el estado de alarma” ha expresado la presidenta de la ACEB, quien ha recordado que desde el colectivo “seguimos solicitando que, una vez descontado de la tasa el importe correspondiente a dicho periodo, también se proceda al aplazamiento del pago, sin intereses”.

De la misma forma, no se ha atendido de momento la solicitud de suspensión del canon de licencias para la prestación del servicio comercial de excursiones marítimas en el Puerto Deportivo de Benalmádena este año 2020. González Rubia ha recordado en ese sentido que “las empresas o titulares de las embarcaciones que realizan excursiones, están pagando este canon según características, actividades declaradas, su capacidad, y aplicando un cuadro en el que se estima el tráfico anual de pasajeros” y ha añadido que “el Puerto Deportivo se ha cerrado a cualquier actividad, entonces no sirven los parámetros por los que se establece el canon para estas embarcaciones que no están pudiendo trabajar. Aplaudimos el servicio mínimo de seguridad y vigilancia de los atraques que el Puerto Deportivo tiene la obligación de prestar, pero las empresas titulares de embarcaciones no pueden estar pagando un canon por una actividad que no están desarrollando”.

La presidenta de la ACEB ha mostrado su satisfacción por la priorización en el pago de facturas de proveedores, por el aplazamiento en el Impuesto de Vehículos de Tracción Mecánica, y por la exención del pago de tasas e ICIO a las obras menores catalogadas. De la misma forma, ha aplaudido la creación del directorio de establecimientos benalmadenses que están abiertos o prestando servicio a domicilio durante el estado de alarma, creado por el Ayuntamiento con la estrecha colaboración de la ACEB para potenciar el comercio local y de cercanía.

En cuanto a las acciones a llevar a cabo cuando se retorne la plena actividad económica para contribuir a que la recuperación sea lo más rápida posible, la ACEB solicita al Ayuntamiento diferentes medidas en línea de las reivindicaciones manifestadas por la CEM. Hay que tener en cuenta que las empresas y establecimientos operarán en un entorno normalizado pero que será distinto al anterior de la crisis.

Entre las medidas demandadas, facilitar la reunificación de deudas ya existentes buscando el aplazamiento y flexibilización; una mayor agilización de trámites burocráticos en la gestión de ayudas o solicitudes de exención y para reanudar la actividad tras esta parálisis económica; moratorias en el pago de determinados impuestos de ámbito municipal, sobre todo en los generadores de empleo; aplazamiento de la Tasa por Licencia de Obra sin intereses a 18 meses; exenciones o bonificaciones en el pago de las Tasas por Ocupación de Vía Pública durante los próximos 12 meses al levantamiento del estado de alarma, lo que favorecería especialmente a la hostelería y la construcción; bonificación en la Tasa por licencia de apertura; bonificación en el Impuesto de Actividades Económicas, y bonificación en la cuota del Impuesto sobre Bienes Inmuebles de activos inmobiliarios adscritos a la actividad empresarial.

“En definitiva proponemos poner en marcha medidas ágiles y eficaces para recuperar el municipio y sus zonas comerciales, así como el empleo en el corto y medio plazo” ha concluido la presidenta de la ACEB.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar